Por Redacción | martes, 12 de enero de 2021


AGENCIAS.-El presidente de EU, Donald Trump, consideró "absolutamente ridículo" el lanzamiento de un juicio político en su contra tras la toma del Capitolio por sus seguidores, y dijo que el procedimiento está causando "una inmensa ira" entre sus partidarios.

Al abordar el helicóptero Marine One en la Casa Blanca para dirigirse a Texas, el mandatario republicano calificó su probable acusación por los demócratas de la Cámara de Representantes, que será examinada el miércoles, como una "continuación de la mayor caza de brujas en la historia de la política" y dejó en claro que no quería "ninguna violencia".

El magnate inmobiliario señaló que el discurso que dio en redes sociales a sus seguidores previo a la toma violenta del Capitolio durante la semana pasada y en la que murieron al menos cuatro personas fue "totalmente apropiado''.

El pasado 6 de enero, Donald Trump habló ante la Elipse, en el que volvió a acusar, sin pruebas, fraude en las elecciones presidenciales. Luego pidió a la multitud caminar al Capitolio para “intentar dar a nuestros republicanos, a los débiles, porque los fuertes no necesitan nuestra ayuda, el tipo de amor propio y audacia que necesitan para recuperar nuestro país”.

También llamó a “luchar como en el infierno” porque, advirtió, “si no ya no vas a tener país”.

Después de su conferencia, una turba se enfrentó a la Policía del Capitolio e ingresó por la fuerza al recinto donde los congresistas contaban los votos electorales para confirmar la victoria de Joe Biden.

Sobre las restricciones impuestas en redes sociales, dijo que es un “error catastrófico”.