Por Redacción | domingo, 21 de febrero de 2021

Según las autoridades, en las áreas de gran altura es donde aún las llamas siguen avanzando, mientras se han evacuado a 70 personas.


Vegetación devastada y decenas de evacuados se han registrado en Francia, en la zona del País Vasco, colindante a España, tras un incendio que ha alcanzado cerca de 790 hectáreas en la región media y baja de la montaña, lo que ha motivado un despliegue de 70 bomberos en la zona, informó la prefectura.

Varios focos de fuego, impulsados por fuertes vientos de hasta 100 kilómetros por hora en zonas de altura, llegaron a movilizar la tarde de ayer hasta a 170 bomberos. Los dos principales focos se ubicaron cerca de la frontera española.

Uno de ellos está bajo control hoy en el sector de Urrugne-Biriatiou, y otro, en la zona de Ascain-La Rhune, continúa siendo supervisado. Sin embargo, en lugares en altura, de difícil acceso, las llamas siguen avanzando.

La gendarmería ha abierto una investigación para determinar el origen de los incendios. Uno de los dos focos pudo proceder probablemente de la vecina región española de Navarra. Unos 70 excursionistas fueron evacuados el sábado, como medida de precaución. No se registraron heridos.