Por Redacción | viernes, 13 de mayo de 2022


Por utilizar un patín eléctrico en las calles de la colonia Castillo en Tijuana, policías municipales le hicieron la parada a un ciudadano, y argumentando que no portaba “licencia para patín eléctrico”, placas, además de casco, le hicieron una infracción, se llevaron el patín al corralón y lo mandaron a pagar la multa con un juez calificador.

El ciudadano compartió su boleta y parte de la experiencia vivida, donde no se explica cómo se adquiere una licencia para patín y la legislación que implementaron los oficiales para tal sanción, añadió que como estaba cerca del concesionario Grúas Olmos no se requirió del uso de una grúa para meterlo al depósito municipal.

Al acudir con el juez calificador le indicaron que tiene que pagar un total de 2 mil pesos ya con descuento incluido, por el almacenamiento del mismo dentro de Grúas Olmos. En redes sociales se han generado todo tipo de comentarios reprochando tal acción al no existir o no ser pública una ley que indique que se requiere de un trámite de placas y licencia para patín eléctrico.